Ya sea para ir a trabajar, a estudiar, llevar los chicos al colegio o hacer algún trámite, las personas se mueven de un lado a otro de la ciudad para cumplir con la agenda. Y esto muchas veces implica estar horas arriba del auto o dentro del transporte público a causa del tráfico de Buenos Aires -sin contar los embotellamientos de la famosa ‘hora pico’-.

El centro y sus alrededores -como San Telmo y Puerto Madero- son las llamadas ‘zonas calientes’ por donde transitar a veces se convierte en toda una travesía, no solo por la gente de CABA que circula por la ciudad, sino también por las personas que vienen desde la Provincia de Buenos Aires durante el día.

Para aliviar esta problemática, se llevan a cabo distintas obras para que el tránsito fluya de una mejor manera y que las personas pasen menos tiempo en el auto. Una de ellas es la obra de El Paseo del Bajo, ubicada en la zona de Puerto Madero, entre Alicia Moreau de Justo y Madero – Huergo, y tiene por objetivo unir el norte con el sur de la Ciudad.

Por esta zona transitan más de 25.000 vehículos, entre ellos casi 10.000 camiones

Esta obra, llevada adelante por el Ministerio de Desarrollo Urbano y Transporte porteño a través de AUSA– tiene fecha estimada de inauguración para abril de 2019 y para cumplir con el objetivo, se trabaja las 24 hs. los 7 días de la semana.

Por ley, al menos el 55% de los ingresos de AUSA se tienen destinar para obras públicas que la Ciudad requiera

Así será la obra cuando esté inaugurada.

Menor contaminación y reducción de tiempos de viaje

El Paseo tendrá más de 6 kilómetros de extensión conectando el norte con el sur de la Ciudad, y tendrá en su gran mayoría un diseño ‘trinchera abierta’ con cuatro carriles -dos en cada sentido- por donde circulará exclusivamente el tránsito pesado como camiones y micros.

Se lo conoce como formato trinchera porque será un túnel que tendrá tapas pero que no estará totalmente techado, para que de esta manera, tenga una ventilación natural

Con esta nueva organización vial se mejorará sustancialmente la circulación, se acortarán los tiempos de viaje y aumentará la seguridad vehicular y peatonal.

La fecha de inauguración de la obra es para abril de 2019.

Además, se reducirá la contaminación visual -ya que los camiones irán en trinchera- al igual que la contaminación sonora y la contaminación por emisiones de gases, debido a que los vehículos no deberán detenerse en los semáforos.

Carlos Frugoni es Presidente y Director General de AUSA y en diálogo con Infobae aseguró: “Se va a tardar menos en transportarse de un lado a otro de la ciudad, va a haber más espacios verdes y de disfrute, se reducirá la polución, y además la ciudad va a tener el puerto funcionando que hoy no está en el nivel máximo pero estamos esperando que así sea ya que el puerto va a estar bien alimentado por transporte terrestre tanto para llevar mercadería a exportación como para que las importaciones vayan a su destino final”.

Más de 60.000 m2 nuevos de espacios verdes

El Paseo del Bajo contempla, además, la creación de nuevos espacios verdes que aportarán en metros cuadrados lo equivalente a casi dos parque Lezama y estarán ubicados a los costados de los carriles para vehículos livianos y sobre la trinchera para camiones, por un total de más de 60.000 metros cuadrados.

Reducirá la contaminación visual, sonora y ambiental, además de mejorar el funcionamiento del Puerto.

Además, se crearán nuevas ciclovías para facilitar el acceso en bici y fomentar la recreación y la movilidad sustentable en la zona.

Cuando la obra esté en funcionamiento, una persona que viaje desde zona norte por la Autopista Illia y quiera tomar la Autopista Buenos Aires – La Plata, no tardará más de 15 minutos, cumpliendo así el objetivo de conectar el norte con el sur de la Ciudad.

 

Fuente: Paseo del Bajo: la obra que unirá el norte con el sur de la Ciudad