La Justicia reabrió la investigación por la muerte dudosa de la joven inglesa Laura Hill, ocurrida en 2007 en el barrio porteño de San Telmo por una presunta sobredosis, y ahora se investiga si se trató de un homicidio perpetrado por una organización narco que pretendía utilizarla como “mula”.

La causa permanecía archivada desde el 2008 y la PROCUNAR, la fiscalía antidrogas encabezada por Diego Iglesias, presentó pruebas con base en escuchas telefónicas de un caso en Lomas de Zamora donde se investigaba a una banda narco, sumado a otros aportes que hizo la familia desde Inglaterra los últimos meses.

La nueva hipótesis que planteó la PROCUNAR y la familia de la joven, querellante en el caso es que Laura Hill pudo haber sido asesinada por una banda dedicada al narcotráfico internacional, compuesta por personas de distintas nacionalidades y que pudo haber reaccionado cuando ella se negó a ser “mula”.

El 1 de octubre de 2007 Laura Michelle Hill fue encontrada muerta en el hall de un edificio de la calle Chacabuco 1109, en San Telmo, y luego de un año de investigación junto con informes médicos que indicaron que no había violencia sino solo sobredosis de cocaína, el caso se archivó.

Ese lugar en el que apareció sin vida era frecuentado por la joven pues allí se alojaba el colombiano Barayan Alexander Córdoba Martínez, quien declaró aunque de manera contradictoria en la Justicia, pero sí aportó que ella para ese entonces estaba de novia con Leslie Phillip Graham, alias “Roni”.

Laura Hill

Previo a la muerte de Laura, data una investigación de la Justicia federal de Lomas de Zamora en la que hay escuchas telefónicas sobre una organización dedicada al tráfico de cocaína a Europa y a Uruguay, y se sindica como líder de la misma a Angelmiro Cáceres García, alias “el Tabla” o “el mago”.

La misma está integrada por ciudadanos de múltiples nacionalidades, y de las conversaciones surge que Laura iba ser utilizada como “mula” para el envío de un cargamento a Europa.

Pero de las conversaciones surge que Laura se habría arrepentido de prestarse como “mula” y ello generó la reacción de la organización que, se sospecha, pudo haber tomado represalias.

En septiembre de 2007, un mes antes de la muerte de Laura, y en el marco de la causa en Lomas de Zamora fueron detenidos tanto ella como el búlgaro Vasil Petrov, Leslie Phillip Graham, Tae Kun Kim y los rusos Alexandre Andreev y Andrey Andreev en distintos allanamientos.

Si bien Laura fue luego liberada por falta de pruebas en su contra, sí permitió dar por acreditado la relación que tenía con aquella organización que, según surge de escuchas telefónicas, pretendía utilizarla como “mula”.

Laura Hill

Desde Inglaterra, su familia visitó a algunos condenados por una organización narco, entre ellos quien fuera su novio al momento de su muerte.

En Inglaterra, por el caso conocido como Operación Greengage se condenó a varias personas, entre ellas a Leslie Graham, el novio de Laura, quien dejó la Argentina el mismo día en que ella apareciera sin vida. Incluso, otros dos condenados en Londres por ese caso de drogas, Jason Bowley y Michael Paul Hailwood, estuvieron en Argentina para la misma época que Laura.

En 2016 el embajador de la República Argentina ante el Reino Unido mantuvo un encuentro con los padres de Laura, Alison y Ryan Hill, y les informó que su hija había sido vinculada a una organización narco y que según datos de la policía de Lancashire, algunos de sus miembros habían referido que la joven temía por su vida en Argentina.

Los padres de Laura Hill

Además, Jeremy Quin, miembro del Parlamento de Horsham de la Cámara de los Comunes, dijo que según un estudio de un médico forense en el Reino Unido, Laura no habría muerto por causas naturales sino que le habrían inyectado cocaína.

Seguí leyendo

Conmoción en Mendoza por una nena de 11 años que fue violada y quedó embarazada

Fuente: Luego de 11 años, reabren la investigación por la muerte dudosa de una turista inglesa en San Telmo