El 28 de abril, Paula Cipriano, la joven que fue filmada mientras era atada por su madre para evitar que escapara de su casa en Mar del Plata para conseguir droga, finalmente fue internada en un centro de rehabilitación de la Capital Federal. Para lograrlo, la familia tuvo que pasar un sinfín de obstáculos legales y hasta viralizar un dramático video con el único objetivo de conseguir la ayuda que necesitaba. Después de que el caso trascendió, la Secretaría de Políticas Integrales sobre Drogas (Sedronar) intervino y colaboró en el traslado. Hoy Paula intenta recuperarse y sus padres después de mucho tiempo pudieron sentir algo de alivio.

Sin embargo, la calma se vio de pronto interrumpida. Susana Chiramberro, la mamá de la joven, recibió una insólita citación por parte del juez de Familia 4 marplatense, Juan Facundo Dominoni, para que concurra “de forma urgente” en un plazo máximo de cinco días al juzgado para que explique dos cosas: por qué viralizó las imágenes de Paula y en qué circunstancias la ató a la cama. En la notificación, entre varias cosas, el funcionario judicial hizo alusión al hecho de que haya salido a hablar a los medios e incluso hace referencia al seguimiento que hizo Infobae sobre el tema.

Paula en el momento que fue atada por su madre

Para la mujer fue una sorpresa que justo después de haber conseguido la internación, haya sido intimada a presentarse ante la justicia. Es que durante mucho tiempo, ella y su esposo le pidieron al magistrado de todas las formas posibles que ordenara la internación compulsiva de su hija, ya que la situación era insostenible y necesitaban una asistencia del Estado porque no cuentan con los medios económicos suficientes. Chiramberro perdió su trabajo en diciembre pasado y por el problema de salud de la hija, debe hacerse cargo, además, de sus nietos.

“Yo tenía que salvar su vida y volvería a atarla”

Pero el juez –asegura Susana– siempre hizo oídos sordos a sus súplicas. “Empezamos hace años a pedir ayuda. Incluso estuvo en tratamiento algunas veces y le hicieron una evaluación, la llevé a psiquiatras y psicólogos, pero todos los intentos eran fallidos porque ella no quería ir. Estos últimos años estuve luchando para que la puedan internar, pero no para sacármela de encima, sino para que de una vez por todas y con un tratamiento adecuado, pueda entender lo que le está pasando. La droga la puede llevar a una patología psiquiátrica”, recordó. “Dominani conmigo no va a poder”, desafió.

La mamá de Paula teme que este sea el primer paso antes de acusarla de secuestro, un delito que prevé penas de entre 8 y 15 años de prisión. Pero no se arrepiente. De hecho redobló la apuesta y aseguró que si tuviera la oportunidad de hacerlo nuevamente, lo haría. “Me dijo que tenía que explicar por escrito por qué la había atado, para qué y por qué había publicado el video”, contó en diálogo con Infobae. “Yo tenía que salvar su vida y volvería a atarla. Soy enfermera y debía hacer algo para que no escapara”, remarcó.

La citación emitida por el juez Dominoni

En ese sentido, adelantó que no piensa presentarse ni tiene en sus planes contratar a alguien que la represente. “Que el juez haga lo que quiera. Yo hice lo que tenía que hacer y además no voy a poner un abogado porque no tengo cómo pagarlo. Para mí es un tema personal que tiene el juez en mi contra”, agregó. “Iremos a juicio o lo que tenga que pasar”, dijo la mujer que cree que lo único importante es que logró que la internaran a Paula. “Estamos pasando un momento de nervios. Mi hija por suerte está haciendo un tratamiento, por lo que de a poco está mejorando. Ella hace bastante que consume”, dijo.

El plazo que tiene para concurrir al juzgado vence el próximo lunes

Claudio Izaguirre, presidente de la Asociación Antidrogas de la República Argentina, fue quien en realidad viralizó el video en el que la joven está atada. Lo hizo por pedido de la propia Susana como un último recurso para pedir ayuda. En diálogo con este medio, el hombre rechazó la decisión del juez y aseguró que “su único objetivo es procesar a la mujer por secuestro” y “tomar revancha porque quedó expuesto ante la opinión pública”.

En ese sentido dijo: “la madre salió a los medios a hablar porque la tuvo que atar a la cama para salvarle la vida. Ahora el juez la pretende procesar por haber pedido públicamente la internación de su hija”.

El titular de la Asociación recordó que “la causa estuvo dos años parada en el juzgado” y que la madre salió a buscar ayuda porque había riesgo de vida. “Cuando difundió imágenes de su hija y pidió por la internación, ahora el juez pretende procesarla. Según anticipó, tratará de pugnar por la destitución del juez de su cargo e incluso señaló que deberían hacerle análisis de sangre: “Estoy tratando de llegar a la Suprema Corte de Justicia y que saquen a este juez. También que se le haga un análisis de orina mensual para encontrar si consume algún tipo de sustancias porque solo un loco puede plantear semejante cosa“, finalizó.

Infobae intentó comunicarse con el Juzgado Familiar 4 de Mar del Plata pero no obtuvo respuesta.

Seguí leyendo

La conmovedora lucha de la mamá que ató a su hija para que no se drogue: “Si no la interno, se muere”

Dramático: una madre ató a su hija a la cama para que no se drogue más

Fuente: La mujer que ató a su hija para que no se drogue fue citada por un juez y teme que la acusen de secuestro