Tras el escándalo desatado por la viralización de un video en el que se observa un nene encerrado en un balcón francés del jardín de infantes “Jugarte” de Avellaneda, el abogado de la dueña de establecimiento educativo salió a explicar la situación y brindó una insólita justificación del episodio.

Visiblemente ofuscado, el defensor de la propietaria, Javier Garín, habló con la prensa en la entrada de jardín y dijo, en un intento por minimizar el hecho, que el pequeño estuvo en el balcón por un breve período de tiempo tras salir por un hueco que hay en la persiana. Además, apuntó contra el comerciante que se dio a conocer lo ocurrido al asegurar que mintió por una vieja disputa vecinal que mantiene con su clienta.

“Salió al balcón por debajo de la persiana que está trabada a unos 30 centímetros. Fueron sólo unos pocos segundos hasta que la maestra le dijo que vuelva a ingresar. Cuando la policía llegó el nene ya estaba adentro hacía rato. Es mentira lo que dicen los vecinos“, aseguró el abogado.

Respecto del vecino que aseguró que el niño estuvo por varios minutos en el balcón, señaló: “Es un comerciante que tiene problemas con mi clienta porque tira la basura en la puerta y ella se quejó. Por eso se armó todo esto”. “¿En el video se lo ve angustiado al nene? ¿Se lo ve llorando? Hasta los papás del nene hablaron con la directora y dijeron que entendían lo que había pasado”, agregó.

Al ser consultado si el establecimiento, que se muestra como “un jardín de arte”, cuenta con la habilitación correspondiente, no supo qué decir. “Supongo que en la municipalidad de Avellaneda, yo no hago trámites municipales“, resaltó. Remarcó, en ese sentido, que el espacio “no es un jardín” sino “un instituto donde se dan talleres de arte a los chicos”. Desde la municipalidad de Avellaneda dijeron a Infobae que el lugar no es ni una guardería ni un jardín, sino que “está habilitado como un centro cultural”.

Varios padres que envían a sus hijos a esta institución defendieron a las docentes y aseguraron que el trato con los pequeños es excelente. “Los chicos son bien tratados acá, fue un acto de negligencia por parte de la maestra y deberá hacerse cargo, pero no es ‘el jardín del horror'”, manifestó una mamá. Además, señaló que la experiencia con su hija fue positiva. “Era el único lugar donde yo la dejaba con confianza “, afirmó. Otro padre, a su turno, dijo que las encargadas son “divinas” y que no hay posibilidad de que maltraten a los nenes.

Fuente: La increíble defensa del jardín de infantes que dejó a un chico en un balcón: "Fueron sólo segundos"