Cochito López junto a su mujer Coni Dietrich, sus tres perros y su hijo León de un año y ocho meses

Cochito es el hijo de Cocho. Cochito es Juan Manuel López Parnes, el hijo de Osvaldo Abel López. Cocho, el padre, culminó a comienzos de siglo una laureada trayectoria de 40 años en el automovilismo nacional e internacional. La pasión por los fierros de la familia López es transferencia genética. El bisabuelo de Cochito atendía un taller en Mataderos, donde su abuelo arreglaba camiones de reparto. Allí se construyó la carrera de piloto de Cocho y por efecto transitivo la vocación de Cochito.

Su carta de presentación es extensa. Asume una dilatada trayectoria en circuitos: kartings, fórmulas, autos con techo en Argentina y en Europa. Es la historia y el presente de Cochito López. A los seis años corrió su primera carrera, en 2012 compitió por última vez como profesional. Desde 2015 se desempeña como promotor de la categoría más revolucionaria de la Federación Internacional del Automóvil. “La Fórmula E -la Fórmula Eléctrica- es parecida a la Fórmula 1, el auto es igual pero con un impulsor eléctrico. Me metí en el proyecto del desarrollo de este auto. Es la categoría que más creció en los últimos años y están casi todas las fábricas metiéndose. Es un poco el futuro del auto en el mundo“, reveló en diálogo con Infobae.

Ultima carrera de la temporada ?? #montrealeprix ?? #formulae #rvca

A post shared by Cochito Lopez (@cochitolopez) on

Hace gala de la sencillez desde la apariencia. Vestido con remera y pantalón, habla pausado y se preocupa por ser explicativo. Tras un lastre arriba de los autos, hoy se desempeña como cronista y promotor de las carreras de Fórmula E, una competición que busca convencer a los fanáticos del motor. Es una carrera silenciosa: los autos emiten un zumbido; no hay ruido de motor. Carece de la cultura tradicional del automovilismo, ese folclore inconsciente y pasional. “A la gente mucho no le gusta, no lo atrae mucho la carrera -reconoció Cochito-. El público principal de la Fórmula Eléctrica es muy joven, es una generación de chicos que se fijan mas en tema tecnología. La categoría hace participar mucho a la gente a través de las redes, de programas como carreras con simuladores. Pero obviamente el público fierrero quiere ruido, quiere más velocidad que todavía la Fórmula E no tiene. Es algo nuevo y está creciendo un montón pero hay gente que nunca lo va a entender”.

“Arranque a los 6 años en kartings, a los 15 me subí a autos chiquitos y después estuve mucho tiempo en Europa. Me fui a los 17 a correr en categorías internacionales, después volví al país y me volví a ir en el 2007”, contó Cochito

Ayrton Senna y Juan Manuel Fangio comparten espacio en sus vitrina de ídolos. Hoy dedica su profesión a relatar y promocionar una nueva etapa del mundo de las carreras. “Estuvo más de 20 años en el automovilismo, me resulta mucho más fácil hablar de eso que de cualquier otra cosa. Se me hace mas fácil porque conozco mucho el ambiente: en la Fórmula E conozco a todos los pilotos, mecánicos, ingenieros, directivos”, expresó.

El hijo del legendario Cocho López dejó de ser piloto de autos para dedicarse a la cobertura de las carreras de la Fórmula E

– ¿Te dan ganas de volver a correr o estás contento como cronista?

– Me dan ganas de volver. Lo que pasa es que aposté mucho a esta nueva categoría, trabaje mucho y sigo probando autos. Me había quedado con muchas ganas de correr ahí. No se dio lamentablemente por distintas razones. Y mucho tiene que ver la parte de sponsors que en Argentina es muy difícil de conseguir.

Por fuera de su costado profesional, en una entrevista concedida en Gorsh, una tienda de diseño del barrio de Palermo, Cochito habló de su familia: está casada con Coni Dietrich, hermana de Guillermo, actual ministro de Transporte de la Nación, y es padre de León, de un año y ocho meses. Su pareja es una fotógrafa experta, dueña de un espíritu libre y creativo, una condición innata que le imprimió un sello personal inquieto. Coni pasó de la dirección de arte en agencias de publicidad a convertirse en una directora artística y fotógrafa codiciada por marcas y revistas de moda. Vive, como Cochito, en un road trip constante, con una cargada pasión por el mar y el surf.

Cochito López: “La paternidad es totalmente distinto a todo”

Pero hace un tiempo nació León, la debilidad de ambos, y las prioridades cambiaron. “La paternidad es totalmente distinto a todo. Los primeros seis meses son un poco más duros de lo que me imaginaba. Después todo se pone mejor, todo lo que viene es más divertido. Me cuesta más el tema de viajar: con el tema de un hijo cada vez que te vas, se extraña mucho”, expresó Cochito López. Explicó también que no se detiene en la conexión de la familia con la coyuntura política. En ese escenario, prefiere mantenerse al margen: “Me llevo bien con toda la familia. Pero tengo muy poco vínculo con la política y generalmente no hablamos de eso en la sobremesa”.

LEA MÁS:

La carrera silenciosa: qué sucede alrededor de la Fórmula E

“Pechito” López anunció que volverá a la Fórmula E

Fuente: El nuevo Cochito López: del ruido de las carreras a la competición de vehículos eléctricos y la pasión por su familia