Fuente: El Mundo, El Salvador, Viernes 29 de diciembre de 2017