Las increíbles imágenes de Candide Thovex: el hombre que esquía en el agua, la jungla y la Gran Muralla China

en Politica el 15/02/2018

El esquiador deslumbra con su talento en diferentes superficies.

Con 35 años, Candide Thovex sigue escribiendo páginas en la historia del deporte extremo y dejando imágenes que recorren el mundo en su camino. Es que este “freerider” (especialista en pistas sin límites ni recorridos marcados) recorrió el planeta enfrentando escenarios y obstáculos que parecen imposibles.

En la jungla tuvo uno de los escenarios más complicados, ya que las condiciones son radicalmente opuestas a las de una pista de esquí tradicional. El calor, la casi nula visibilidad y los obstáculos constantes e inesperados se presentaban como un contexto prácticamente imposible para el esquí.

Su habilidad le permite esquiar hasta en bosques de palmeras, moviéndose en espacios reducidos.

Candide busca grandes desafíos, pero el francés prefiere no dar demasiadas declaraciones y apuesta al misterio, dejando que sus vídeos y sus carreras hablen por sí mismos. Lleva una cámara en su casco a través de la que graba y comparte los videos de sus arriesgadas maniobras.

Las estepas de Asia fueron otro de los destinos elegidos por Candide.

En el año 2015 un video de Candide junto a Audi en el que descendía a toda velocidad se hizo viral: ahí atravesaba una ladera alpina de hierba, saltaba rutas, atravesaba un túnel echando chispas, esquivaba a un par de vacas y aterrizaba finalmente en el baúl de un Audi Q7 (la única parte del video que fue editada)). En este 2018 Candide Thovex vuelve a subirse a un auto de esa familia todoterreno para seguir creando videos en parajes inaccesibles.

Una de las acciones más impactantes del freerider: saltos y maniobras en la Gran Muralla China.

Una travesía por el desierto puede ser muy complicada para los equipos de filmación. La arena se mete en cada espacio, las tormentas de arena pueden sorprender a todos en cualquier momento y terminar con la expedición. Pero el esfuerzo valió la pena y el esquiador se lució en algunas de las dunas más imponentes del mundo, con espacio de sobra para derrochar talento.

Una de las postales que dejó la travesía al desierto.

Candide comenzó su historia junto al esquí a la edad de dos años. Pasó su infancia en Chaîne des Aravis en la región de la Alta Saboya (Francia), rodeado de las increíbles cimas de los Alpes franceses y criado por padres instructores de esquí. Un escenario ideal para potenciar el talento.

Un salto de 360° que hizo en el pasto de las montañas de Escandinavia.

Los fanáticos de los deportes de alto riesgo pueden ver los últimos videos del freestyler en su canal de Youtube, donde sube las filmaciones que hace con la cámara que lleva en su casco. No apto para cardíacos.

Fuente: Las increíbles imágenes de Candide Thovex: el hombre que esquía en el agua, la jungla y la Gran Muralla China

Deja un comentario